RESUMEN:

En artículos previos se ha analizado el Informe sobre la Cibercriminalidad en España (Ministerio del Interior,2021). Concretamente se ha realizado una serie de consideraciones para una lectura comprensiva del documento y se ha analizado la cibercriminalidad en España desde una perspectiva jurídica y criminológica. En este documento se analizará la distribución espacial de las denuncias de cibercriminalidad en nuestro país. Para ello, se analizarán cuestiones de interés como las denuncias sobre criminalidad en las provincias y Comunidades Autónomas de nuestro país, la población de las mismas y su PIB per cápita.

Keywords: Cibercrimen, estadísticas, criminología

Introducción:

En este artículo se analizará la distribución espacial de las denuncias sobre cibercriminalidad en España. Para poder contextualizar esta información resulta interesante analizarla conjuntamente con información demográfica y económica. Este breve artículo no tiene la pretensión analizar pormenizadamente la distribución de la cibercriminalidad en España ya que se trata de una empresa que excede de las capacidades del autor de estas líneas. El objetivo es explorar a grandes rasgos, de manera visual y sencilla, algunos de los datos disponibles para detectar indicios interesantes que puedan servir de base para realizar ánalisis en profundidad posteriormente.

 

Breves nociones de la demografía española

Según datos del INE (Instituto Nacional de Estadística,2021) España tiene aproximadamente 47 Millones de habitantes. 42 millones aproximadamente son españoles y 5.325.000 son extranjeros. En términos porcentuales, en nuestro país el 87,3% de los ciudadanos son españoles y un 12,7% extranjeros. El país se divide territorialmente en 17 Comunidades Autónomas, 50 provincias y 2 ciudades autónomas. A nivel policial el país cuenta con cuerpos policiales estatales, autonómicos y locales.

Población, PIB per cápita y hechos denunciados de Criminalidad.

Para poder comprender mejor la distribución geográfica de los hechos denunciados se ha creado una tabla con una clasificación por colores para hacerla más visual. En ella,  además de los hechos denunciados por cibercriminalidad por CCAA y provincia se  han incluido dos elementos: población y PIB per cápita. Con ello se pretende disponer de un punto de referencia para poder apreciar las cifras del ciberdelito contextualizadas.

El objetivo de analizar conjuntamente estos elementos en una tabla pretende explorar de manera visual si los lugares donde se han detectado más ciberdelitos guardan potencial relación con las zonas más pobladas y/o con mayor “riqueza” del país.

Explicación de la figura:

En la tabla se muestra en  la primera  columna  una clasificación  de la población total aproximada de cada comunidad autónoma española ordenada y agrupada por colores. Aquí podremos ver como se distribuye la población en nuestro país por comunidades. Esta información puede consultarse en este enlace .

En la segunda columna se muestra la clasificación de las autonomías con respecto a su PIB per cápita del año 2020. Como la anterior también está ordenada por colores para tratar de ilustrar como está distribuida la riqueza en nuestro país. Los datos proceden del INE (Instituto Nacional de Estadística, 2021).

En la tercera columna se muestra una clasificación de las comunidades autónomas donde se han denunciado mayor número de ciberdelitos en el año 2020 . El número de los ciberdelitos totales por comunidad Autónoma puede consultarse en el Informe Sobre la Cibercriminalidad en España (Ministerio del Interior,2021)

La cuarta columna muestran una clasificación de las 19 provincias más pobladas de nuestro país en el año 2021. La última muestra una clasificación de los hechos denunciados de cibercriminalidad en el año 2020 por provincias . Sólo se han incluido las 19 provincias más pobladas del país porque en el Informe sobre la Cibercriminalidad en España solo aparecen los datos de 19 de las provincias españolas.  No obstante, la información completa se halla en el Portal Estadístico de Criminalidad. En este lugar es posible consultar los datos de todas las provincias españolas desde el año 2011. Esta interesante herramienta puede consultarse en su página web.

Visión panorámica de la figura anterior

A mayor población mayor número de denuncias como norma general:

El hallazgo principal de la exploración visual de la tabla es que, aparentemente, en nuestro país a mayor población en términos absolutos es más probable que se produzcan más denuncias de cibercriminalidad. Resulta curioso porque, la cibercriminalidad al ser una actividad que no necesita de presencia física no tendría porque seguir los mismos patrones que la criminalidad tradicional.

No obstante, se ha de tener en cuenta que lo que se está midiendo son las denuncias de hechos delictivos. Es decir, unos hechos que son puestos en conocimiento de los diferentes cuerpos policiales, los cuales se hallan generalmente desplegados en mayor número en los núcleos de mayor población donde además cuentan con mayores capacidades. Por lo tanto, resulta lógico que las Comunidades y provincias con más población muestren un mayor número de hechos denunciados que zonas más despobladas. Es por ello que resulta interesante hilar más fino. Por eso se ha considerado crear la figura anterior para poder detectar resultados inesperados que pudieran necesitar un análisis más en profundidad.

Es necesario analizar otros indicadores más alla del PIB per cápita:

La variable de PIB per cápita por comunidades se ha incluido porque se suele considerar que una gran parte de la cibercriminalidad se realiza con ánimo de lucro. Esto haría posible pensar que algunas comunidades autónomas o provincias más prosperas económicamente puedan atraer mayor ciberdelincuencia. La relación entre cibercriminalidad y dinamismo económico de las diferentes regiones en este sencillo análisis muestra resultado interesantes. No obstante, sería recomendable explorarlo junto otras variables de carácter económico y social. Este indicador pretende servir únicamente como punto de partida.

No se debe confundir un fenómeno con la forma en que se mide:

Con la tabla anterior se pretende que el lector analice los datos de la clasificación mayoritariamente de forma cualitativa. Como se ha mencionado en anteriores artículos los datos numéricos se han de estudiar con la debida cautela ya que la cibercriminalidad es un fenómeno muy complicado de aprehender.

Se ha de tener en cuenta que no se debe confundir el fenómeno que se desea medir (la cibercriminalidad) con el medio utilizado para medirlo (las denuncias ante las ffccss) ya que no son lo mismo. Se recomienda explorar con cautela los datos numéricos porque miden las denuncias ante los cuerpos policiales distribuidas por territorios. Ciertamente son los datos más fiables de los que se puede disponer, pero no son equivalentes a la distribución de cibercriminalidad por territorios. Sería recomendable considerar los datos disponibles como punto de partida para plantear hipótesis acerca de cual es la incidencia real de la cibercriminalidad. No obstante es recomendable ser conscientes de que es posible que no podamos contar más que con una imagen incompleta.

El análisis podría mejorarse aumentando su complejidad:

Se ha de tener en cuenta que el análisis de este artículo es un análisis muy superficial. La intención es de obtener de manera visual “inputs” para comprender mejor la cibercriminalidad en España. Se desconocen una gran cantidad de variables que presumiblemente pueden jugar un importante rol en las denuncias sobre hechos de cibercriminalidad. Especialmente, la gran diversidad entre comunidades y provincias españolas: zonas más industrializadas, zonas turísticas, zonas agrarias, zonas más o menos despobladas, facilidad para denunciar y o medios técnicos de los diferentes cuerpos policiales por regiones etc. También resultaría interesante realizar una comparativa histórica con años anteriores. Esto podría resultar útil para detectar patrones o cambios de tendencia que solo pueden observarse a lo largo del tiempo.

No se debe olvidar que España es un país descentralizado, también a nivel policial, lo que implica que los datos provienen de diferentes cuerpos policiales. Por lo tanto, se requiere de colaboración y cooperación entre todos ellos para poder disponer de estadísticas completas del país en su conjunto.

Comunidades Autónomas y provincias con mayor número de hechos denunciados por cibercriminalidad:

  • Cataluña: Los datos de Cataluña, muestran que se trata de una zona donde la cibercriminalidad denunciada parece adecuarse a lo esperado por su población y desarrollo económico. No obstante, sorprende el caso de la provincia de Barcelona. En años anteriores superaba a la Comunidad de Madrid en denuncias de cibercriminalidad y durante el año 2020 aparentemente la incidencia ha sido bastante menor.
  • Andalucía: Es con bastante diferencia la Comunidad más poblada del país. Su PIB per cápita está bastante por debajo de la media estatal. El número de denuncias por cibercriminalidad está bastante por debajo del de la Comunidad de Madrid o Cataluña a pesar de superarles ampliamente por población. Su provincia más poblada Sevilla, denuncia sufrir significativamente menos ciberdelitos de los que cabría esperar. Incluso es superada por una provincia con muchos menos habitantes, como Bizkaia en el número de hechos denunciados por cibercriminalidad.
  • País Vasco: Tiene el segundo mayor PIB per cápita, muy superior a la media española y se trata de una zona fuertemente industrializada que muestra un gran dinamismo económico. La provincia de Bizkaia muestra una casuística bastante particular. Es la décima más poblada del país sin embargo, es la quinta provincia con más denuncias por cibercriminalidad. Esta provincia supera con respecto al número de denuncias a provincias con cientos de miles de habitantes más como Alicante o Málaga e incluso supera ligeramente a la provincia de Sevilla donde residen aproximadamente 800 000 personas más. Este patrón lleva repitiéndose varios años.
  •  Comunidad Foral de Navarra y La Rioja: Navarra es la tercera CCAA con un mayor PIB per cápita del país, muy por encima de la media española. Sin embargo, el número de denuncias por ciberdelitos su clasificación en el ranking de cibercriminalidad es similar a la que le correspondería por población. De hecho, pese a tratarse de una CCAA uniprovincial relativamente cercana a otras importantes áreas económicas con mayor cibercriminalidad como el País Vasco, su ranking en cuanto a denuncias por cibercriminalidad se halla en el número 20. La situación en La Rioja es similar ya que se trata de una Comunidad con un PIB per cápita bastante superior a la media y sin embargo el número de hechos denunciados por cibercriminalidad se asemeja más al esperado debido a su  población.
  • Comunidad Valenciana: Esta Comunidad Autónoma es la cuarta más poblada de España y la cuarta con más denuncias sobre cibercriminalidad. La renta per cápita es inferior a la media española. No obstante, las denuncias por cibercriminalidad de sus provincias con mayor población, que son de las más pobladas del país, también son las que cabría esperar debido al tamaño de su población.
  • Islas Baleares e Islas Canarias: Las islas se caracterizan por la importancia económica del turismo y por ser residencia de un importante número de ciudadanos extranjeros de cierto poder adquisitivo. Las Islas Baleares son una CCAA uniprovincial con un PIB per cápita ligeramente inferior a la media española. En cuanto a los hechos denunciados por cibercriminalidad si bien entrarían dentro de los esperables, superan a otras comunidades bastante más pobladas como Castilla la Mancha o la Región de Murcia. Las Islas Canarias por su parte a pesar de tener el PIB per cápita más bajo del país también muestran un número de denuncias por ciberdelitos en consonancia con su población. No obstante, cabría destacar la provincia de Las Palmas que muestra una incidencia de denuncias sobre cibercriminalidad muy superior a Santa Cruz de Tenerife y a provincias con más habitantes como Murcia.

Conclusiones:

Este artículo pretende contribuir a analizar la distribución territorial de los hechos denunciados por cibercriminalidad en nuestro país de una manera relativamente sencilla, cualitativa y fácil de entender para permitir que al lector interesado en el tema se le puedan plantear preguntas interesantes y concretas que le permitan seguir profundizando en el tema.   Por ejemplo, en relación al curioso caso de las provincia Sevilla y de Bizkaia.

También pueden plantearse interrogantes en relación a las Islas Baleares y Canarias donde existe gran afluencia turística y de residentes extranjeros para analizar si esta variable es relevante en sus cifras de cibercriminalidad o en la llamada “España Vaciada” con menor población y más envejecida. En definitiva, conocer los lugares donde a priori la cibercriminalidad tiene mayor incidencia permite plantearse las preguntas adecuadas las cuales si se adaptan a las particularidades de nuestras comunidades y provincias podrán permitirnos comprender mejor la cibercriminalidad en nuestro país.

Para ir finalizando se proponen dos ideas que podrían ser interesantes de explorar para aportar más luz a la comprensión de este fenómeno.

  • Explorar la potencial relación entre los factores económicos y sociales de las diferentes Comunidades y Provincias y la cibercriminalidad en esas zonas.
  • Estudiar el impacto económico del cibercrimen por ciudades, provincias o Comunidades Autónomas. También podría aportar información interesante conocer la distribución territorial de hechos delictivos con un mayor impacto económico para ver si se corresponden con las zonas económicas más dinámicas del país o detectar si existe algún patrón desconocido.

Como conclusión a esta visión criminológica sobre la distribución territorial de las denuncias sobre cibercriminalidad conviene reseñar la importancia de evitar la confusión de los términos  entre lo que se quiere medir (cibercriminalidad) y como se mide (a través de denuncias) ya que no son equivalentes.

Teniendo presente esta distribución territorial de la cibercriminalidad en España en el próximo artículo hablaremos del perfil de los autores de cibercriminalidad y de las víctimas en nuestro país.

 

Marcelo Ruano- Graduado en Criminología y Seguridad.

 

Bibliografía:

Instituto Nacional de Estadística. (2021). Contabilidad Regional de España. Revisión Estadística 2019. Recuperado de: https://www.ine.es/prensa/cre_2020.pdf

Instituto Nacional de Estadística. (2021). 16 de diciembre de 2021 CP – 1 de julio de 2021 y EM – Primer semestre de 2021. Datos provisionales (1/11) Cifras de Población (CP) a 1 de julio de 2021 Estadística de Migraciones (EM). Primer semestre de 2021. Recuperado de: https://www.ine.es/prensa/cp_j2021_p.pdf

Ministerio del Interior. (2021). Informe sobre la Cibercriminalidad en España. Recuperado de: https://estadisticasdecriminalidad.ses.mir.es/publico/portalestadistico/publicaciones.html